Transportistas Paralizan México por Alarmante Alza en la Violencia

La Alianza Mexicana de Organizaciones de Transportistas (Amotac) ha desencadenado un paro nacional, bloqueando las principales carreteras del país para expresar su preocupación por el creciente nivel de violencia del crimen organizado. Con pérdidas económicas estimadas en 7 mil millones de pesos en 2023 debido a un aumento del 5 por ciento en los robos a camiones con mercancía, la protesta busca atención y medidas del gobierno.

Decenas de miles de transportistas, pertenecientes a la Amotac, una organización con más de 100 mil afiliados y casi medio millón de vehículos, han llevado a cabo esta movilización a lo largo de las carreteras que conectan importantes ciudades, desde Ciudad de México hasta Chiapas. El presidente Andrés Manuel López Obrador ha acusado a los transportistas de ser “conservadores” y de rechazar el diálogo, generando un escenario de tensión en medio de la protesta.

La problemática central se centra en el incremento de los robos a camiones de carga. La Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) informó que estos robos aumentaron cerca del 5 por ciento en 2023, afectando significativamente la seguridad generando pérdidas millonarias para la industria.

“Duele perder a los conductores de los tráileres día con día, la seguridad en las carreteras es mínima y el exceso de cobros de peaje va en aumento, tenemos cobros excesivos de los servicios de grúas”, expresó William de Jesús Arellano, delegado de la Amotac en San Cristóbal, Chiapas, reflejando las dificultades que enfrentan diariamente.

La manifestación, que abarca desde el límite con Estados Unidos en Tamaulipas hasta la frontera con Centroamérica en Chiapas, destaca la magnitud y gravedad del problema. Transportistas como Marco Antonio López, delegado de Amotac en Comitán, enfatizan la necesidad urgente de atención: “A todas las autoridades de Gobierno, estatales y federales, que nos volteen a ver, aquí en el estado nos asaltaron en el tramo Mal Pasito y en ese asalto murió mi hermano y ahorita sí está muy difícil”.

La industria, según la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), ha perdido aproximadamente 7 mil millones de pesos en 2023 debido a los asaltos a camiones de mercancía. Además, la Canacar reportó cerca de 13 mil robos con y sin violencia en enero, junto con el asesinato de entre 50 y 150 conductores durante el mismo periodo.

La secretaria de Gobernación, Luisa María Alcalde, informa que se han realizado 120 reuniones con agremiados de Amotac y se promete desplegar 600 elementos nuevos de la Guardia Nacional y 2 mil patrullas.

La tensión persiste en México mientras los transportistas buscan soluciones efectivas y el gobierno se esfuerza por abordar la creciente violencia en las carreteras.

Transportistas en todo México paran en demanda de mayor seguridad en carreteras

El día de ayer se llevó a cabo un paro nacional de transportistas de vehículos pesados en diversas vías del país en busca de garantías de seguridad durante sus trayectos. Esta medida surge como respuesta al aumento de asaltos y violencia en carreteras federales, según informa la Organización Integradora de Derechos Convencionales, A.C. (Indeco).

En Veracruz, transportistas se unieron a la protesta nacional debido a extorsiones por parte de autoridades federales y la creciente inseguridad en las vías de comunicación. En el sur y centro del estado, se iniciaron protestas con bloqueos intermitentes y reducción de velocidad en tramos clave para exigir una mayor protección.

Por su parte, en Jalisco, se reportaron manifestaciones en puntos estratégicos como el kilómetro 40 de la carretera Guadalajara-Colima y en la vía que conecta Lagos de Moreno con San Juan de los Lagos.

En Querétaro, a pesar de los acuerdos alcanzados en mesas de trabajo a nivel nacional, transportistas de la Federación Mexicoamerica de Transportistas (Fematrac) anunciaron su manifestación en la carretera México-Querétaro, específicamente en el tramo correspondiente al municipio de San Juan de Río.

En Chiapas, los transportistas turísticos y de carga realizaron un paro en municipios como Tapachula, Comitán y San Cristóbal, exigiendo a las autoridades una mayor seguridad en las carreteras ante los constantes asaltos.

En Sinaloa, en la ciudad de Culiacán, los transportistas se movilizaron en caravana desde la zona portuaria hasta el monumento del Venadillo, manifestándose contra la violencia en las carreteras.

En Chihuahua, tanto en la capital como en Ciudad Juárez, grupos de transportistas se unieron a la manifestación nacional, exigiendo seguridad en las carreteras.

En Guanajuato, más de 50 traileros se movilizaron desde la Puerta Milenio en León hasta la carretera León-Irapuato, demandando resultados concretos por parte de la Guardia Nacional para garantizar su seguridad.

Finalmente, en el Estado de México, transportistas se congregaron en la autopista México-Pachuca, cerca de la caseta de cobro de Ojo de Agua, para exigir mayor seguridad y denunciar extorsiones por parte de las autoridades.

La protesta busca llamar la atención del gobierno federal para implementar medidas efectivas que garanticen la seguridad de los transportistas en todo el país.

ONG denuncia desaparición de 19 migrantes en Chiapas tras pacto con el INM

El Centro de Dignificación Humana (CDH) de Tapachula, en conjunto con migrantes de la caravana ‘Éxodo de la Pobreza’, denuncia la desaparición de 19 viajeros que aceptaron un trato con autoridades del Instituto Nacional de Migración (INM) en Chiapas. Luis Rey García Villagrán, coordinador del CDH, presentó la denuncia por la separación de familias ante el INM.

La caravana, que transitó durante nueve días por Chiapas, se disolvió tras el acuerdo de migrantes en Mapastepec para subir a autobuses del INM con la promesa de regularización migratoria. Lamentablemente, 19 personas de diversas nacionalidades, principalmente hondureños, permanecen desaparecidas, generando gran preocupación.

Los migrantes aceptaron subirse a 30 camiones del Instituto Nacional de Migración para ser trasladados a una oficina en Tuxtla Gutiérrez y ver su estatus migratorio sin embargo fueron enviados a diversos municipios y las familias fueron separadas.

“Muchas familias se separaron porque todos pensamos que ibamos al mismo sitio y sí mucha gente mandó a los hijos con el esposo, con el primo, ellos se fueron en otro autobús porque como no cabían y resulta que ahora están todos perdidos, están en otras ciudades, están todos dispersos y ahora es más preocupación por eso“, expresó un migrante que prefirió omitir su nombre por temor a represalías.

El CDH formalizará la denuncia ante la Fiscalía General de la República (FGR) contra el almirante Roberto González, señalado como responsable de la separación de las familias. A pesar de que se entregaron documentos a algunos migrantes en Huixtla, les permite transitar solo por Chiapas, limitando su estancia en el país.

Tulio Humberto Funes, migrante hondureño, expresó sentirse traicionado por no cumplir las promesas y encontrarse separado de su familia. Otro migrante guatemalteco, aunque devuelto a Tapachula, anhela continuar su travesía hacia Estados Unidos, evidenciando la determinación de muchos migrantes a pesar de las dificultades.

La falta de información sobre el paradero de las familias y la incertidumbre sobre su estatus migratorio han llevado a los migrantes a tomar la decisión de reiniciar su marcha hacia la Ciudad de México a partir del lunes, instando al gobierno federal a investigar la situación de los 19 migrantes desaparecidos. La gravedad de esta situación exige una respuesta urgente y eficaz para esclarecer el destino de estas personas y garantizar su seguridad.

“No hemos decidido bien qué vamos hacer, si esperar el movimiento de Comar porque abren hasta el 8 de enero o si vamos a seguir, me siento traicionado, engañado porque no cumplieron lo que ofrecieron” agregó energicamente.

Los migrantes no saben a dónde se llevaron a sus familias y el Instituto Nacional de Migración no les da informes y señalaron que las autoridades migratorias “están otorgando documentos de expulsión, ya que no les permite transitar y tener estancia en el país”.